Las mejores ciudades para mujeres nómadas digitales

Las mejores ciudades para mujeres nómadas digitales

¿Estás pensando en lanzarte a la aventura de vivir viajando con tu trabajo online? ¿Tienes muchísimas ganas pero no sabes por qué ciudad empezar? Si es así, no te preocupes. Desde Chicas Nómadas Digitales queremos recomendarte seis de las mejores ciudades del mundo para mujeres nómadas digitales.

1. CHIANG MAI, TAILANDIA

La ciudad para nómadas digitales por excelencia. Chiang Mai es, sin lugar a dudas, un atractivo para cualquier viajera debido a su buenísima calidad de vida y a sus económicos precios. Si te gusta la montaña, la buena comida, la gente agradable, la meditación, la tranquilidad y, además, todo ello a bajo coste, Chiang Mai es probablemente una ciudad perfecta para ti.

2. UBUD, BALI, INDONESIA

La segunda ciudad más popular para personas que viven viajando con su trabajo online. Ubud es sinónimo de tranquilidad, meditación, yoga, campos de arroz, templos, cascadas, gente local encantadora… Vaya, un paraíso a precios más que económicos. Es, además, un lugar súper seguro para mujeres. ¡No te olvides de alquilar una moto y recorrer la maravillosa isla de Bali de punta a punta!

3. MEDELLÍN, COLOMBIA

La ciudad de Latinoamérica con más presencia de nómadas digitales. La que fue en su día una de las ciudades más peligrosas del mundo, ha llevado a cabo una transformación tremenda durante los últimos 10 años y es ahora un lugar para creativos y emprendedores. Con un clima cálido y estable, un coste de vida barato y muchísimos lugares desde los que trabajar, cuenta además con una comunidad de expatriados y de trabajadores en remoto que crece exponencialmente.

4. BUDAPEST, HUNGRÍA

Budapest es una de las ciudades europeas con mejor calidad de vida a bajo coste. Es preciosa, cuenta con un montón de lugares desde los que trabajar, hay una escena emprendedora y de trabajadores en remoto que no para de crecer y se encuentra en un lugar estupendo para poder moverte por el resto de Europa. Si estás pensando en vivir en el continente pero a precios mucho más económicos, este es tu lugar.

5. BARCELONA, ESPAÑA

Si bien no es una de las ciudades más económicas del mundo, Barcelona tiene todo lo que una chica nómada digital pueda desear. Es segura, se come estupendamente bien, tiene muchísimas cafeterías y espacios de co-working desde los que trabajar, el clima es cálido la mayor parte del año, tiene playa, hay un rollito emprendedor muy, muy guay y una comunidad ya formada de nómadas digitales. Vaya, que no te aburrirás para nada en Barcelona.

6. BERLÍN, ALEMANIA

Berlín, cuna de startups, es una de las ciudades europeas más repleta de nómadas digitales. Cosmopolita, desarrollada, abierta de mente y con una grandísima oferta cultural, es una muy buena opción para las que queramos vivir en el centro del continente europeo. Quizá no es una de las opciones más baratas para vivir pero sí que, debido a su clima y a sus largas distancias, es un lugar estupendo para llevar a cabo tus proyectos online.

 

Ahora ya conoces cuáles son las 6 mejores ciudades para mujeres nómadas digitales. Dinos, ¿has estado en alguna de ellas? ¿Te gustaría visitar alguna pronto? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

 

Si quieres vivir viajando gracias a tu negocio online, te recomendamos que te unas a la comunidad de Chicas Nómadas Digitales. Podrás ponerte en contacto con otras chicas que ya trabajan online mientras viajan por el mundo, hacer preguntas, pedir consejo, hacer colaboraciones, conocer a las chicas en los diferentes encuentros que se llevan a cabo en varias ciudades del mundo, etc. Si de verdad quieres llevar tu trabajo en la maleta mientras te mueves de un lado para otro, ¡esta es tu comunidad!

Cómo saber si tienes alma de nómada digital

Cómo saber si tienes alma de nómada digital

Lo sabemos, no paras de escuchar el término “nómada digital” una y otra vez. En cada blog de viajes que lees o con cada viajera que te encuentras te dice lo mismo: O que ya está trabajando online mientras viaja por el mundo o que se muere de ganas por hacerlo.

Pero, ¿es realmente un estilo de vida para ti? ¿Qué implica de verdad ser nómada digital?

En este artículo queremos darte los puntos clave de este estilo de vida para que veas si esto del nomadismo digital va contigo o no.

¿Preparada para saberlo? ¡Qué emoción!

 

TE ENCANTA VIAJAR

Hiper-mega-obvio, pero cierto. Sin esta característica la parte “nómada” del término no tendría sentido alguno. Si bien no es necesario estar en constante movimiento, es imprescindible que te guste recorrer el mundo, conocer culturas diferentes y salir, en menor o mayor medida, de tu zona de confort.

 

QUIERES UNA FLEXIBILIDAD HORARIA

Odias tener un horario de trabajo. Vaya, pero con toda tu alma. Esto de tener que poner la alarma del móvil, arreglarte y salir para el trabajo te aburre tanto o más que las 8 horas diarias que puedas pegarte en la oficina. Tú lo que quieres es levantarte a la hora que te dé la gana (ojo, que no tiene por qué ser tarde, ni mucho menos) y trabajar en tus horas de máxima productividad.

¡Ah! Y ya no solo eso, sino poder cogerte unos días de fiesta entre semana si quieres, y no tener que rendirle cuentas a nadie, por ejemplo. ¿Verdad?

 

NO QUIERES ESTAR ATADA A NINGÚN LUGAR EN CONCRETO

¿Ir todos los días a la misma oficina? OMG, qué barbarie. Te imaginas trabajando desde los lugares más remotos, una playita de Tailandia, delante de unos campos de arroz en Bali o desde tu casita en plena montaña.

Qué pedazo de vida, ¿no? Pues es totalmente factible.

 

ADORAS TRABAJAR ONLINE

Sí, chica, porque igual que el viajar por largos periodos de tiempo no es para todo el mundo, tener el culo pegado a una silla y los ojos a la pantalla del ordenador, tampoco lo es.

Pero a ti eso te encanta, adoras que tu única herramienta de trabajo sea tu portátil y tener la posibilidad de llevártelo a dónde sea. Todo tu negocio en 1 o 2 kilos de espacio en tu mochila. Qué bien, ¿no?

 

TE IMPORTA TU DESARROLLO PERSONAL Y PROFESIONAL

Y sabes que este estilo de vida te puede ofrecer mucho de eso. Y ya no solo porque estarás saliendo de tu zona de confort casi a diario (conociendo gente de otros lugares, acostumbrándote a otras formas de vida y de pensar), sino porque, además, se te abrirá muchísimo la mente y podrás tener un gran crecimiento profesional: estarás mucho más creativa, empezarás proyectos nuevos y buscarás la manera de ser mejor profesional, escalar en ingresos y ayudar con tu trabajo a cada vez más gente.

 

Si te sientes identificada con todo esto, sí, chica, tienes alma de nómada digital. Aquí tienes un listado de 20 trabajos que puedes llevarte en la maleta mientras viajas, para que vayas viendo qué habilidades tienes tú ahora y que puedes empezar a poner en práctica para convertirte pronto en otra nómada digital. 

 

Te recomendamos, además, que te unas al grupo de Facebook Chicas Nómadas Digitales para ponerte en contacto con otras chicas que ya trabajan online mientras viajan por el mundo. Podrás hacer preguntas, pedir consejo, hacer colaboraciones, conocer a las chicas en los diferentes encuentros que se llevan a cabo en varias ciudades del mundo. Si de verdad quieres llevar tu trabajo en la maleta mientras te mueves de un lado para el otro, ¡esta es tu comunidad!

CÓMO AFECTA EL CICLO MENSTRUAL A TU EMPRENDIMIENTO

CÓMO AFECTA EL CICLO MENSTRUAL A TU EMPRENDIMIENTO

Este artículo está totalmente inspirado en el magnífico podcast de Ana Martínez de www.viajayenseñaespañol.com. Ana ejerce actualmente como profesora de español online pero es fisioterapeuta de profesión. Aunque su podcast se centra en la enseñanza del español de manera digital, nos quiere ofrecer también todo su conocimiento sobre su antiguo trabajo para que podamos tener más bienestar como emprendedoras digitales.

 

¿Sabías que tu ciclo menstrual puede influir en tu negocio? Sí, sí, como lo lees. La regla, esa amada y odiada a partes iguales, influye directamente en nuestra vida y en cómo nos sentimos con nosotras mismas durante las 4 fases que tienen lugar durante el ciclo menstrual. Y, por supuesto, el ámbito laboral no iba a ser una excepción.

 

Durante 28-30 días al mes, tienen lugar 4 fases en las que nosotras, como mujeres, pasamos por distintas emociones y en las que se nos potencian unas habilidades u otras. Es esencial que, como emprendedoras, aprendamos a detectar en qué fase de nuestro ciclo menstrual nos encontramos, para poder así sacar el máximo provecho en cada momento, convertirnos en nuestra mejor versión en cada situación y petarlo en nuestro negocio.

 

¡ATENCIÓN!

Para poder darte cuenta de las distintas fases, es importante que empieces a contar desde el día 1 en el que te viene la regla. Verás, que con el paso de las fases, te encontrarás con una tú diferente en cada una de ellas. Una diferente y magnífica tú, con emociones y capacidades distintas. Abrázalas y saca el máximo partido a lo que te ofrecen.

 

LA DONCELLA / LA VIRGEN / LA FASE DINÁMICA

(DEL 7 AL 14, APROX)

Es una de las fases más creativas. Acabas de salir de la menstruación y estás totalmente on fire. Es el momento ideal para iniciar esos proyectos que tienes en mente. Eso sí, es absolutamente necesario que hayas descansado bien durante la fase anterior, es decir, durante tu regla.

Eres mucho más comunicativa y sociable y, lo que es más importante de todo, tendrás la productividad por las nubes. Aprovecha esos días para meterle mucha caña a todos esos sueños.

 

LA MADRE / GAIA / FASE EXPRESIVA 

(DEL 15 AL 21, APROX.)

Quieras o no ser madre, durante estos días del mes tu cuerpo se está preparando para ello. ¿Qué quiere decir eso? Que tu habilidades empáticas, de escucha, ayuda, cooperación y diplomacia estarán muy, muy desarrolladas. Nos adaptamos más rápidamente a cualquier situación y, a la vez, estamos mucho más estables que en la fase anterior.

Ahora es momento de equilibrar y estabilizar situaciones y proyectos, tanto personales como laborales. Explota esos días para poner en orden tu vida y tus negocios, es la oportunidad perfecta para ello.

 

FASE CREATIVA / HECHICERA / PREMENSTRUAL 

(DEL 21 AL DÍA DE LA MENSTRUACIÓN)

Es la fase más creativa de todas. Esta etapa tiene dos caras porque la creatividad de esta etapa no está ligada necesariamente con la producción. Es decir, puede ser que tengas la creatividad por las nubes pero que no sea para nada el momento de ponerse a producir.

Es una fase para que dejes que las ideas fluyan, que tu creatividad trabaje por ti y no preocuparte por tareas que puedes llevar a cabo en otro momento. ¡Déjate llevar por esos sueños locos y verás a dónde te llevan en la próxima fase!

 

FASE REFLEXIVA: DÍAS DE MENSTRUACIÓN

(DEL 1 AL 7, APROX.)

Esta es una fase de introspección. Es momento de descansar mucho, de reflexionar y de darse cuenta de quién eres y qué deseas. Como decíamos en el primer punto, el descanso es absolutamente esencial en esta etapa para que la siguiente la aproveches al máximo, dado que será la que te proporcione un gran subidón de energía y un pico enorme de productividad.

Al final de la menstruación, por supuesto, empezaríamos otra vez con la fase de la doncella o virgen.

 

¿Te habías dado cuenta de estas cuatro tú que habitan dentro de ti? ¿Las reconocías? Ahora que sabes que las mujeres somos totalmente cíclicas y que durante el mes de la menstruación pasamos por cuatro fases diferentes, con emociones, habilidades y necesidades distintas, es hora de que aproveches cada etapa al máximo.

Es importante que te tomes las cosas con calma, que te reconozcas y que distingas en qué punto estás en cada momento y que actúes acorde a ello. Si lo que necesitas unos días es descansar, hazlo, y si estás a tope de energía y producción, no dejes escapar esa oportunidad.

Pero, sobre todo, date cuenta de cómo te sientes y qué necesitas para adaptar tu forma de trabajar a ello. Debes estar bien para que tu negocio funcione, así que analízate y trabaja para ser tu mejor versión en cada momento. Si aprovechas cada fase al máximo, ¡tu vida y tu negocio lo agradecerán un montón!

 

CONSEJOS FINALES

¿Te interesa la dejar menos huella en el planeta? ¿Conoces la copa menstrual?

Es un producto en forma de recipiente de silicona que se inserta en la vagina durante la regla para recoger el flujo menstrual. Es una manera simple, cómoda, segura, higiénica y, sobre todo, ecológica para nuestra higiene íntima.

Olvídate de las compresas y los tapones y lleva siempre tu copa menstrual contigo. El planeta se lo merece.

¿ES EL NOMADISMO DIGITAL  LA SOLUCIÓN A TODOS TUS PROBLEMAS?

¿ES EL NOMADISMO DIGITAL LA SOLUCIÓN A TODOS TUS PROBLEMAS?

Definitivamente, no. Y, no me malinterpretes, por favor, este estilo de vida tiene muchos más pros que contras, de veras. Pero creo que es momento de sincerarnos y de explicar bien las cosas antes de que alguna de vosotras compre un vuelo de ida buscando este estilo de vida.

Cuando planeé este primer viaje de un año por Asia, pensaba que era el principio de un estilo de vida que siempre sería así: no pararía de viajar, me empaparía de todo aquello que no tengo en mi querida Barcelona, y mi familia y amigos me verían el pelo de vez en cuando.

Estaba equivocada. Después de 10 meses viajando, me he dado cuenta de que este estilo de vida no es para todo el mundo. Ni tiene por qué serlo.

Como fundadora de Chicas Nómadas Digitales quiero dejaros claro que se trata de poder ELEGIR, que en ningún momento debes irte durante un año a vivir a la China, ni tampoco trabajar y viajar de la forma que hagan otros. Lo que quiero con esta comunidad es que mis chicas consigan un estilo de vida en el que se sientan más libres: tanto para viajar si es lo que les apetece, como para trabajar desde casa, como para cuidar de sus pequeños o simplemente para si te sale el plan de una semana irte a otro lugar, no tener que rendir cuentas a nadie y hacerlo. Creo que esta es la esencia de este estilo de vida.

Ahora bien, después de haber resuelto este punto, me gustaría comentar algunos temas relacionados con este tipo de vida de los que no siempre se habla y que creo que son muy importantes y que hay que tener en cuenta antes de decidirse a marcharse por un tiempo a vivir y a trabajar a otra ciudad.

  • No estamos de vacaciones. Parece que uno lo tiene claro antes de irse de su casa, pero, cuando llegas al destino, la vida se vive de manera diferente. Tienes trabajo que hacer (a veces quizá muchísimo o a veces nada) y SIEMPRE vas a tener que dedicar unas horas al día a gestionar tu negocio. Y vas a tener que decir muchas veces NO a personas y actividades. Tenlo claro desde ya.
  • Puedes sentirte sola. Aunque hagas muchos amigos y estés maravillada con todas las cosas nuevas que estás viendo y viviendo, al final una tiene la necesidad de conectar de manera más profunda con la gente, hacer planes más seguido, etc. Vaya, hacer ese pequeño grupito que seguramente tenemos todas en casa. Cuando viajas en pareja a veces esa parte está más cubierta pero, para qué engañarnos, también necesitamos un respiro de estar con ellos.
  • Es más complicado gestionarse los horarios. Si antes en casa eras un desastre para organizarte, imagínate ahora con tantas distracciones en el país nuevo. Hay que ser aún más comprometida y organizarse aún mejor.

  • El tener o no tener suficiente dinero SÍ puede afectar en tu vida. No es lo mismo vivir en Tailandia con 300 euros que con 800. Se puede vivir bien, por supuesto, pero puede que te falte la comodidad de tu casa, tener un escritorio y una silla cómoda, un sofá, una cocina en la que prepararte tus comidas, tener suficiente dinero para pagarte un gimnasio, un co-working space, etc. Todas estas cositas aumentan tu calidad de vida y, si no las tienes, uno no se siente tan productivo y, definitivamente, no tan a gusto con este tipo de vida.
  • No todas las ciudades son aptas para los nómadas digitales. Hay que tener “cuidado” a la hora de escoger nuestro lugar de destino. Lo ideal es que sean ciudades más o menos desarrolladas y que puedan ofreceros las mismas comodidades que en casa. Lugares ricos para comer, cafeterías con internet, alojamientos adecuados para vivir y trabajar desde ahí, etc.
  • Es imposible moverse cada poco tiempo. A ver, poder es posible, pero cada vez que te mudas has de adaptarte a un lugar nuevo, encontrar un buen alojamiento, encontrar los lugares en los que te gusta trabajar, los sitios donde te gusta comer, hacer amigos nuevos, etc. Si cada pocos días te mueves, creo que no podrás dedicar la misma atención a tu negocio como si te quedaras en un lugar 2 o 3 meses. Y es importante, este estilo de vida complementa dos cosas: VIAJES + NEGOCIO ONLINE, así que no puedes dejar de lado la segunda.
  • No estás de vacaciones (again), estás trasladando tu vida a estos lugares nuevos. Y eso quiere decir que además de dedicarle horas a tu negocio y no poder estar todos los días de picos pardos, quiero que seas consciente de que, al final, se trata de una vida normal, con sus días de bajones, con sus pocas ganas de salir a hacer nada (y queriendo simplemente estar en casa en pijama viendo Netflix), con tus mismas ralladuras de cabeza, etc. Todo lo que hagas en tu vida normal también lo vas a trasladar aquí. Y, por supuesto, temas pendientes que tengas que cerrar, heridas abiertas, etc. Los viajes no tienen por qué curar todo eso. Pueden ayudar, pero no deben curarlo sí o sí. El crecimiento personal va aparte.
  • Este estilo de vida conlleva un desarrollo personal muy grande. Ya no solo estás viajando por el mundo (sola o acompañada) durante X cantidad de tiempo y con todo lo que ello comporta (salir de la zona de confort, enfrentar miedos, etc.), sino que tienes que gestionar eso con un negocio que sigue necesitando de ti. Son muchas cosas a la vez y hay que ser fuerte mentalmente.

Y ya está.

Espero no haberos desmotivado para nada con este artículo. Solo quería dar mi humilde opinión sobre este estilo de vida, esa opinión que a veces nos guardamos por querer aparentar o parecer más cool, o como sea.

Por otro lado, deciros que este estilo de vida es genial y que aporta muchísimas otras cosas (te empodera, te enriquece, acumulas momentos especiales), así que se trata otra vez de tener la posibilidad de escoger y de poder montarte la vida que desees.

De estos temas estuvimos hablando Valentina Ferrario de Psicología Viajera y yo, así que aquí te dejo el video para que le eches un vistazo y aprendas de nuestra experiencia como nómadas digitales.

EL HÁBITO QUE HA CAMBIADO MI VIDA

EL HÁBITO QUE HA CAMBIADO MI VIDA

A ver, chicas, seamos sinceras. Somos un desastre en esto de implementar hábitos que nos vayan a cambiar la vida. Porque lo somos, qué me vais a contar. Que si hacer ejercicio, comer más sano, levantarnos pronto, leer a menudo, dormir más horas, hacer el pino al revés, meditar… Vamos, demasiados como para tener ganas de empezar.

Pero no os engaño si os digo que este ha sido el hábito más fácil y que con más ganas he cogido en mi vida.

Y os estoy hablando de escuchar podcasts. ¿Po-qué? Pensaréis algunas. Que sé de buena tinta que muchas de vosotras no los conocéis, pillinas.

Los podcasts son una especie de radio a la carta en Internet. Por lo general, son una serie de episodios de una temática específica, es decir, que si te apetece escuchar algo sobre marketing, te suscribes a uno de los canales y te descargas los episodios que más te apetezcan.

Son gratuitos, puedes escucharlos sin Internet y desde donde sea (el coche, el gimnasio, dando un paseo, mientras desayunas un Cola Cao como yo, etc…), y no te bombardean con publicidad.

Pero es que ya no es solo el hecho de que tú decides qué escuchar, cuándo y desde dónde escucharlos. Es que, al ser los autores expertos en la materia, son una fuente supervaliosa de información del tema en el que hayas decidido formarte.

De modo que, si queréis empezar con un nuevo hábito diario, creo que este os puede ser muy útil para vuestro desarrollo personal y profesional.

 

¿QUÉ ME HAN APORTADO A MÍ LOS PODCASTS?

(Inciso: comentaros que lo que yo suelo escuchar son canales de desarrollo personal, emprendimiento, negocios en Internet, nomadismo digital, etc. Así que, aunque creo que de cualquier temática puedes sacar cosas buenísimas, estas son las cosas que me han aportado a mí).

• Me han servido de inspiración para emprender mis propios proyectos (como abrir esta cominidad, mismamente).

• Me han motivado y dado energía a diario.

• Me han formado de una manera lúdica y casi sin darme cuenta en los temas que más me han interesado.

• He mejorado muchísimo mi inglés (de lo que quiero hablar en otro artículo).

• Me han demostrado, con ejemplos de otras personas, que los sueños se cumplen (con esfuerzo, pero se cumplen) a través de entrevistas a diferentes personas.

 

Y todo esto de manera muy cercana, muy amena,

y siendo siempre yo quien decide qué escuchar en cada momento.

 

Así que, no puedo más que recomendaros que os instaléis alguna aplicación, decidáis sobre qué temas os gustaría aprender y empecéis a escucharlos.

Ya veréis, es adictivo.

 

 

 

MIS PODCASTS FAVORITOS

EN ESPAÑOL

Motivación / Inspiración

Emprendimiento / Nomadismo digital

 

Marketing digital / Emprendimiento online

 

Copywriting

 

Hábitos / Productividad

EN INGLÉS

Hábitos / Productividad

 

Emprendimiento

Nomadismo digital

 

 

Algunos lugares desde donde escuchar los podcasts:

Podcast (aplicación para Apple. Ya viene instalada en el iPhone, iPad y iPod touch).

Overcast (para iOS también)

Ivoox (para escuchar desde la web).

Podcast Addict (para Android)

ANA ROMERA

ANA ROMERA

26 años, Barcelona (España)

Ana es traductora audiovisual y transcreadora y la fundadora de Chicas Nómadas Digitales.

Actualmente viaja por el sudeste asiático con su pareja y su negocio online desde finales del 2017. Es una apasionada de los idiomas, los viajes (cómo no), el baile y, sobre todo, de las personas.

¿POR QUÉ SER FREELANCE Y NÓMADA DIGITAL?

¿POR QUÉ SER FREELANCE Y NÓMADA DIGITAL?

¿Que por qué quiero ser freelance y nómada digital? Porque durante muchísimos años he visto cómo las personas a las que más quiero han pasado sus mejores horas de vida trabajando. Y continúo viéndolo. A pesar de ser jovencita y de no haber trabajado tanto tiempo como otros, yo ya he podido experimentar lo que es ir a trabajar 8 horas diarias a un lugar que no te da ni frío ni calor y con el que no ganas un gran sueldo.

No sé si es que soy una inconformista y no me basta con tener una familia y unos amigos maravillosos, una casa cómoda en la que vivir, un trabajo estable, salud y al amor de mi vida a mi lado. Puede que lo sea. Pero soy así.

Pero ya me he decidido.

Después de muchos meses pensando en cómo afrontar este gran proyecto que me presenta la vida (o que me he buscado yo solita, para qué mentirnos), he decidido probar suerte y ver si todo eso que he estado leyendo tanto tiempo sobre emprendedores y nómadas digitales se puede hacer realidad en mi caso.

 

 ¿Por qué quiero trabajar por mi cuenta y, además, ser nómada digital?

 

Porque creo que estamos en este mundo para hacer cosas grandes, cosas más grandes que nosotros mismos. Cosas que hagan el bien, que ayuden a los demás y dejen una huella significativa en este planeta.

Porque también creo valemos mucho más que para estar 8 horas diarias en un trabajo en el que no acabamos de sentirnos satisfechos y cuyo sueldo no nos compensa por las horas que le hemos invertido. Todos tenemos un don y debemos ponerlo al servicio de los demás.

Para tener una flexibilidad horaria, o lo que es igual, organizarme el tiempo como me dé la gana. Poder cogerme días libres entre semana y trabajar durante el fin de semana. No tener una hora a la que levantarme pero tampoco de acostarme. Disfrutar de una mañana soleada sin prisas por irme a trabajar.

Poder trabajar en un proyecto que me apasione, al que le dedique todas las horas que haga falta, pero sin esfuerzo. Porque no hay esfuerzo cuando trabajas en tu pasión.

Poder estar en cualquier parte del mundo cuando quiera (y que pueda permitirme, claro) para poder empaparme de todas esas culturas, enriquecer mi alma y mi mente, y estar en un ciclo constante de aprendizaje y creatividad.

Poder escalar en ingresos según el valor que aporte a los demás. Crear proyectos que me den rentabilidad a largo plazo y no estar intercambiando constantemente mis horas de servicio por dinero.

No trabajar en el sueño de otro ni tener que rendirle cuentas a nadie. Ser la única responsable de mi proyecto. Tanto para bien como para mal. Que dependa solo de mí que todo esto funcione. Si sale bien, no habré estado más orgullosa de mi en toda mi vida, y si sale mal, la experiencia que habré obtenido será impagable.

 

Estamos aquí para algo más, algo mayor que quizá aún ni soñemos.

Hay que encontrarlo y luchar por ello.

ANA ROMERA

ANA ROMERA

26 años, Barcelona (España)

Ana es traductora audiovisual y transcreadora y la fundadora de Chicas Nómadas Digitales.

Actualmente viaja por el sudeste asiático con su pareja y su negocio online desde finales del 2017. Es una apasionada de los idiomas, los viajes (cómo no), el baile y, sobre todo, de las personas.